Blogia
Joaquim de Catalunya

El Castell de Quermançó no es una ‘ruina’

 

 

Agosto 19, 2010

Vilajuïga / Joaquim Pedret i Rovira

 

“Quermançó forma parte activa de la historia de l’Alt Empordà y por extensión de mi país, Catalunya”.

La amistad es un valor que no se adquiere o se gana con una crítica más o menos positiva o negativa, sobre una opción política, social o religiosa, es otro valor que algunos lamentablemente desconocen.

Castelldequermançóquimpedret

Castell de Quermançó                                Foto: Joaquim Pedret Rovira

 Algunos nos hemos sumado en estos últimos años para llevar a lo más alto el nombre del Castell de Quermançó y lo que este representa. Todos los que lo hemos escrito, pintado o retratado sus muros, hemos aportado algo para entender un poco más esta tierra y este espacio de nuestra historia de l’Alt Empordà. Seguramente que son muchos los que desconocen que en estas ‘ruinas’ -tal como lo califica un semanario impreso-, se guardaban los archivos del Comtat d’Empúries, dada su privilegiada situación y esto hacía casi imposible un expolio de los enemigos del castillo. Hoy en día no sé si hay ‘enemigos’ del Castillo, o un desconocimiento de ‘castillos’, por lo menos hablo por parte de algún tipo de ‘prensa’ o por algunos pseudo-políticos, estos que esconden sus carencias o desconocimientos en media tintas. Recuerdo un regidor del Ayuntamiento de Vilajuïga que después de una oferta y de meses de espera, le pregunté por el interés o no, que tenía el consistorio por un cuadro del Castillo de Quermançó, que la pintora rusa Elena Kudryashova, afincada hace más de seis años en la población, ofrecía a los ciudadanos de Vilajuïga, el Sr. Regidor sin ver la tela, me contestó textualmente: “El cuadro no interesa, ya que el Castillo de Quermançó no es del pueblo y además ya este Castillo tiene dueño”. No sé si hablaba por maledicencia o por desconocimiento. Seguramente que si lee estas líneas, manifestará que es un hombre muy dado a la broma. Este Regidor que quiso y no pudo agredir a los que amamos Quermançó, es posible que hoy haya rectificado, al percatarse de la sensibilidad de sus compañeros del equipo de gobierno, que por una razón u otra -no quiero saberla- han decido apoyar y llevar a buen puerto la imagen turística y cultural del Castell de Quermançó a través del CAT, a mi parecer un controvertido CAT, pero como doctores tiene la iglesia es posible y ‘normal’ que una Oficina de Turismo (CAT) funciones sin turistas, que en pleno verano el CAT cierre sus puertas al canto del gallo y haga una competencia desleal a los restaurantes del mismo pueblo, ofreciendo al posible visitante comida a un módico precio, colocando incluso en la misma fachada un adhesivo con un tenedor y un cuchillo. Los responsables de este invento, han tenido un falta visión y de respeto y personalmente deseo que este hecho que sea por ignorancia y no por mala fe. Seguramente que han tomado buena nota y están en su derecho de rectificar, pero si no lo hacen, siempre podrán dar ‘su explicación’, que yo no alcanzaré a comprender nunca, dada mi inmadurez socio-política. No soy el único que opina que el CAT, es un mal invento, por su inoportunidad socio-económica, pero puedo decir en descargo de los defensores del CAT de Vilajuïga i de Alella, que estas consecuencias ya derivan de una mala política turística, que viene de muchos años atrás en Catalunya pero el hecho en sí de de tomar el Castillo de Quermançó, como un estandarte cultural y símbolo de Vilajuïga, y este atrae ‘per se’ mucho más turismo, podremos decir: “No hay mal, que por bien no haya venido” siempre que sea una oferta cultural de calidad y promovida por la empresa privada y los mismos artistas, pero siempre apoyados solamente por un claro rigor artístico, por parte del consistorio y la administración pública. Igual un CAT vale una misa. O dos

 

Castelldequermançóquimpedre51

Castell de Quermançó                            Foto: Joaquim Pedret Rovira

 

Todo lo que forma parte de Vilajuïga, incluido el CAT tiene de ser un bien cultural de todos y abierto a todos y me alegraría que algunos, dado que rectificar es de sabios, pero aprovecharse es de listos, hicieran examen de conciencia. El matemático, físico, filósofo y teólogo francés, Blaise Pascal lo hacía cada día y mal no le fue demasiado mal…

Los que no sentían muy suyo el Castell de Quermançó, es posible que compartan la valoración positiva que hizo el Alcalde de Vilajuïga, pero a la vez tengo de suponer que es un ofrecimiento sincero y sin interés político alguno, ni electoralista y que este equipo de gobierno, como los siguientes apoyarán todas las iniciativas dentro de sus posibilidades, para dotar a Quermançó de accesos dignos -sin agujeros, caminos alternativos, iluminación, movilidad para discapacitados, y que sirva para dar más prestigio, si cabe a Quermançó, en definitiva a Vilajuïga.

Un semanario escrito, relataba el martes la subida guiada al Castillo en primera página y en página interior y hablaba de más de doscientas personas en el evento, a la vez otro rotativo comarcal, insertó una foto en pequeña a modo de esquela, con un pie de foto al estilo de ‘Celtiberia Show’, con un pie de foto que decía lo siguiente: “Gran éxito de público en la inauguración de la subida a Quermançó, unas cincuenta personas llegaron a las “ruinas” del Castillo. Tengo que entender que esto forma parte de un desconocimiento y una falta de rigor periodístico o un desprecio hacia nuestro patrimonio y a la vez es una rara costumbre de los que manejan los hilos del poder político-prensa-dinero, de los que por desgracia, ya estoy acostumbrado a convivir con estos ‘enfermos del poder’ declarados.

 

Castelldequermançóquimpedre3

Castell de Quermançó                           Foto: Joaquim Pedret Rovira

 

Mirando atrás y también hacia al futuro, ‘Els amics del Castell de Quermançó” han ayudado y mucho a seguir en la tarea de levantar y promocionar el Castillo. Ahora años después del intento de instalar un Órgano de la Tramontana, este Castillo, con su propietario privado, es nuestro Castillo, seamos o no, vecinos de Vilajuïga.

Como ampurdanés y catalán, me siento alagado con la visita de tantos ciudadanos, que se encaramaron el pasado sábado, en lo más alto de Quermançó, para ver el interior, el ondear de la Senyera catalana, la vista del Empordà y la Bahía de Roses

A la vez me ha sorprendido la noticia en un periódico impreso, de ámbito nacional, cuando menciona la próxima apertura al púbico -para el mes de septiembre- del restaurado Castell de la Trinidat. Roses es una buena referencia, que debemos tomar los que queremos que Quermançó, sea también un “Punt de Trobada”. No creo que el valor artístico e histórico del Castell de la Trinitat, sea discutido por nadie, ya sea más o menos de su agrado la reconstrucción, aunque si últimamente, ha habido discrepancias político-gastronómicas dentro de los muros del Castillo.

 

Castelldequermançóquimpedre5o2

Castell de Quermançó                            Foto: Joaquim Pedret Rovira

 

Pienso en los halagos que han hecho los medios de comunicación, sobre la Fiesta Mayor de Roses, cosa que me alegro, pero en algunos ‘actos’, estoy en total desacuerdo con alguna parte de mis amigos de Roses. El mismo medio que ha dado la noticia de que Quermançó es una ‘ruina’, da en su páginas mucha más relevancia al pobre “anec” en remojo, perseguido y magullado o a una pobre vaquilla que veranea mareada, en pleno mes de agosto por mi pueblo, y este mismo medio la comisión de fiestas y el consistorio, llegan a comparar, un año más, estas ‘salvajadas’, como un acto y una OFERTA CUTURAL. No puedo entender que en pleno siglo XXI, se siga torturando animales, para deleite de los humanos, será que algunos tienen un sentido de la crueldad y la cultura muy disperso y muy discutible.

He dado varias opiniones, sobre ‘prensa, ‘política’ y ‘cultura’ y soy consciente que a muchos mi opinión sobre los malos tratos a los animales, el CAT y los demás CAT’S y sus presuntas utilidades, o incluso mi defensa hacia una hermosa ‘ruina’, no será de su agrado, es posible, pero nunca me cansaré de decir, que siempre escribo para mis amigos, no vengo aquí, ni entro en la casa de nadie, para hacer feliz a nadie, ni para que lea u oiga lo que quiere oír, ni para hacer amigos. La amistad, no es un valor que se adquiere con una crítica más o menos positiva o negativa en función de una opción política, social o religiosa, es otro valor, mucho más importante que algunos lamentablemente desconocen.

 

Castelldequermançóquimpedre5o4

Castell de Quermançó                              Foto: Joaquim Pedret Rovira

Mientras escribo pienso en artistas comprometidos a colaborar en hacer más grande la oferta cultural de calidad de Vilajuïga y Roses, complementada con nuestros Dólmenes, Ciutadella, Trinitat , Quermançó, el Puig-Rom, Falconera, Sinagoga, Museo de Cerámica ‘La Magrana’ (particular, tristemente olvidado) etc. ¿Podemos llegar a hacer un puente cultural entre Roses y Vilajuïga, dos poblaciones, que están al pie del ‘Massís de l’Albera” con un valor histórico y cultural incalculable?

 

Joaquim Pedret i Rovira

Escriptor i Fotograf

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres